El Mínimo de Maunder y la Piedra Rosetta en el estudio de la variabilidad del Sol

En primer lugar, la Piedra de Rosetta para el estudio de la variabilidad del Sol y su efecto sobre nuestro clima, la constituiría una estrella situada a 120 años luz de distancia en la Constelación Cygnus, muy parecida a nuestro Sol tanto en masa, como en radio y edad, aunque con mayor cantidad de elementos pesados, que permite así estudiar el campo magnético, la convección y la rotación de nuestra estrella al comparar observaciones de la nave espacial Kepler con observaciones terrestres que datan de 1978.

Tal estrella posee un ciclo (en cuanto a la aparición y desaparición de las manchas de su superficie) de 7,4 años. Nuestro Sol de 11 años.

El Mínimo de Maunder se refiere a un período en el siglo XVII, donde las manchas solares desaparecieron de su superficie por un período de más de 50 años y que acarreó un descenso notable de la temperatura en nuestro planeta.

Los trabajos están siendo realizados por un gran equipo internacional dirigido por Christoffer Karoff de la Universidad de Aarhus, que arrojará luz sobre la no muy bien conocida física subyacente a la dínamo solar, y así podernos ayudar a estudiar cómo el Sol afecta a nuestro clima.

Referencia del artículo: Phys.org.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s