La glía (astrocitos) y no solo las neuronas influyen en el comportamiento

Otras células además de las neuronas, “pueden realizar cálculos que influyen en el comportamiento”.

Es lo que se desprende de un conjunto de experimentos realizados por un grupo de científicos sobre el comportamiento de los peces cebra:”En un tanque de realidad virtual, los científicos podían engañar a los peces cebra para que sintieran que no estaban nadando, aunque estuvieran remando con fuerza”.

Los investigadores observaron los patrones de actividad cerebral del pez cebra mientras luchaban. Pero la señal más clara no venía de las neuronas, sino de la glía, especie de pegamento que proporciona soporte y aislamiento a las neuronas, comprobada por una nueva técnica de observación de imágenes cerebrales completas. Y es que cierta glía, llamada astrocitos radiales, amplifica su actividad en una parte del cerebro cuando los animales dejaron de intentar de nadar.

Las neuronas no estaban completamente fuera del circuito: cada vez que fallaba un intento de movimiento, ciertas neuronas aceleraban los astrocitos, hasta que por fin cruzaban un umbral y enviaban el comando para salir. Ese comando se dirigió a un conjunto diferente de neuronas, que luego suprimieron la natación.

En conjunto, los experimentos realizados confirman que los astrocitos radiales de hecho controlan la decisión de dejar de nadar.

El hallazgo ha sido publicado en la revista Cell.

Referencia de la noticia: Phys.org.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s